2021, un reto para el pueblo y los periodistas

Comparte

El presidente Alejandro Giammattei cumplirá mañana un año de gobierno y su desgaste político está a la vista, pues las críticas de diversos sectores no se han hecho esperar y hasta han exigido su renuncia. Si se ha mantenido en el poder es por el apoyo de los sectores políticamente más atrasados que se están beneficiando por el tipo de funcionarios que ha nombrado o lo han obligado a nombrar y, seguramente, por el respaldo del poder económico. Hasta el momento las exigencias del pueblo le han valido un comino y le ha importado poco su relación con el pueblo y con los periodistas. Como él mismo dijo, “le pela”.

El derecho de libre expresión no es solo el derecho de decir, de hablar, de dar opinión; sino también de protestar, de solicitar, exigir y criticar; lo que va de la mano con participar en grupos u  organizaciones. Estos derechos se han visto seriamente amenazados a lo largo del primer año de gobierno, en el que campearon las intimidaciones, amenazas y agresiones contra las personas, pero también muchos funcionarios y funcionarias hicieron gala de su “podercito” para limitar y restringir el acceso a la información pública. Iniciamos el segundo año de gobierno con el peligro de que se profundicen esas actitudes dictatoriales, prepotentes y violatorias de los derechos humanos, que buscan echar por tierra las aspiraciones de un Estado democrático. Ojalá nos equivoquemos, y Giammattei no quiera pasar a la historia como Mussolini, Hitler, Franco, Rafael Carrera o Jorge Ubico, pues no son tiempos para que el pueblo aguante imposiciones o restricciones a sus derechos más elementales y las calles y los parques pueden volver a ser tomados.

Mañana 15 de enero asume una nueva Junta Directiva de la Asociación de Periodistas de Guatemala (APG), la cual tiene un reto por delante, la defensa irrestricta de la libertad de expresión y de prensa; para ello, las y los periodistas deben alzar su voz junto al resto de la ciudadanía, pues este es un derecho fundamental del pueblo que debe ser defendido por todos. En este año que estuvimos en su dirección, exigimos por todos los medios que se respetaran estos derechos, y seguiremos contribuyendo para que así sea, pues cuando se silencia a los periodistas y a la prensa, se le niega al pueblo el derecho fundamental a recibir información y a expresarse.

La APG ha estado siempre al lado del pueblo, ha defendido siempre la libertad de expresión y de prensa, ha respaldado a las y los periodistas que han sido intimidados, amenazados y agredidos. Es tiempo de fortalecernos y hacer eco de las demandas populares, defendiendo los derechos humanos en toda su dimensión.


Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *